lunes, 1 de febrero de 2010

Punisher MAX, de Garth Ennis (III)


Los Esclavistas (2005)
Guión: Garth Ennis
Dibujo: Leandro Fernández

Esta vez Ennis se pone más serio que nunca y nos habla en el quinto tomo de la colección de la trata de blancas. Posiblemente esta sea la entrega de su etapa en el sello MAX con más carga social adentrándose el guionista irlandés en el complejo entramado de el tráfico sexual de inmigrantes en los Estados Unidos y las mafias que lo dirigen.

Con todo esto que nadie piense que no tenemos al bueno de Frank reventando cabezas a tiros, es más, este tomo puede que contenga alguno de los pasajes más duros de la colección, como la bestial paliza a la madame y los diálogos más elaborados, destacando lo de que el protagonista reconoce el padrenuestro en cualquier idioma o la narración en off en las últimas y memorables páginas. Ennis está como nunca y su guión es el más elaborado de cuantos ha dedicado al personaje de Punisher.

El dibujo del porteño Leandro Fernández mejor que nunca gracias al entintado de Scott Koblish, con unos juegos de luces y sombras del todo acertados, superando ambos el ya de por sí excelente trabajo que realizaron el ilustrador argentino y Scott Hanna en el anterior tomo de la colección Arriba es Abajo y Negro es Blanco

Podría decirse que Los Esclavistas es un punto de inflexión en la colección y la mayor cota de madurez de Ennis con Punisher, pero nada más alejado de la realidad. La austeridad y el serio entramado desaparecen en el siguiente tomo, cuando asoma la cabeza el bueno de Barracuda.





Barracuda (2005)
Guión: Garth Ennis
Dibujo: Goran Parlov

Garth Ennis es un genio a la hora de elaborar personajes secundarios memorables. Cuando tomó las riendas del personaje de Punisher en el sello Marvel Knights creó a El Ruso una estúpida pero entrañable mole moscovita de fuerza descomunal y cortas entendederas que estuvo a punto de cargarse al bueno de Frank. Ya en MAX, Ennis decidió crear un equivalente afroamericano de dicho personaje, el resultado es el gran Barracuda.

Barracuda el sexto tomo de la colección para adultos de Punisher está dedicado como su título indica a dicho personaje. Lo presenta como un descerebrado asesino, drogadicto, putero, bestia como el solo, pero entrañable a su manera. Astuto que no inteligente, Barracuda es un demente mecenario a sueldo que decide putear al bueno de Frank hasta que no le quedan fuerzas.

Pero que nadie piense que Ennis se centra sólo en este personaje. La trama del recopilatorio, narrada por primera vez en flashback, habla de un fraude por parte de una empresa energética que es una referencia directa al caso Enron, Ennis como siempre metiendo el dedo en la llaga de América y ellos sin darse cuenta, todo situado en un paradisiaco marco que hace que el cómic parezca la parodia de un episodio de Corrupción en Miami puesto hasta el culo de sangre, tiros, sexo (gran personaje el de Alice Ebbing) y mucha mala hostia con brochazos de humor negro.

El croata Goran Parlov hace un excelente trabajo mostrando un trazo luminoso muy acorde con la trama. Su dibujo recuerda bastante al Sal Buscema de su mejores tiempos y perfila con acierto todos los personajes (sobre todo los femeninos) pero curiosamente falla con el protagonista, cuya imagen aquí entronca un poco con la que se venía viendo del mismo en la colección.

Puede que la entrega más divertida de esta etapa. No con humor ácido como el que insuflaba Ennis al personaje cuando empezó a trabajar con él, pero sí con mucha mala baba y bastante crueldad. Otro cómic por el que vale la pena gastarse los cuartos.

3 comentarios:

  1. Está en mi lista de próximas adquisiciones, para cuando me canse de Alan Moore, ya se que no tiene que ver pero el personaje siempre me ha llamado mucho la atención.

    ResponderEliminar
  2. Pero cuidado, cuando acabes con Alan Moore todo lo que leas dentro de cómic occidental te sabrá a poco, date cuenta que estas leyendo al más grande.

    Yo ahora estoy flipando con casi toda la obra de Grant Morrison, otro de los autores de primera línea, que genial y pasadísimo de rosca que está el escocés este, dios mío.

    ResponderEliminar
  3. Seguramente también el Arkham Asylum del autor que nombras caiga en mis manos, entre Moore y los demás pondré un par de novelas alejadas del mundo del cómic.

    ResponderEliminar